Ya ostenta un globo de oro, venciendo incluso a Isla de Perros ¿Qué hace tan extraordinaria a esta película?

Hace ya un rato que Sony anunció este proyecto por primera vez, nadie se emocionó, de hecho algunos vomitaron “n” cantidad de insultos y es que Miles Morales no era el personaje favorito de nadie, salvo Michael Brian Bendis que insistía en darle protagonismo en series de cómics como CWII o Secret Empire.

Sin embargo con la salida del primer tráiler algunas caras mejoraron y es que la animación se veía prometedora pero ya se intuía una película de origen.

In to the Spiderverse es por mucho el proyecto más ambicioso del personaje y la mejor adaptación jamás lograda. Ahora, seamos honestos, es brutalmente imposible que un live action, por más Sony o Marvel Studios que sean, plasmar la mitología de los cómics es algo a lo que apenas podemos aspirar.

Sin embargo son las franquicias pasadas lo que de una u otra manera dan forma al Spiderverse de Sony, llenando de suculentas referencias al espectador tanto del cómic como de las películas.

La animación

Spiderverse tiene una propuesta de animación digital y convencional mezclando estilos diferentes para cada araña, es como “Wow, Peni Parker es kawaii, pero convive con una cerdo con poderes arácnidos que más bien parece un Cartoon”

El argumento

Si bien dista del verdadero cómic de Spiderverse, es decir no hay guerra contra herederos, ni Superior o múltiples asesinatos de arañas multiversales, si nos cuenta mucho del Edge y de varios personajes que ya conocíamos, ahora quizás todo lo demás pueda esperar a la secuela.

En cambio esta película nos ofrece una historia que profundiza en sus protagonistas, un Spider-man exitoso muy al nivel de lo visto en las historias de Horizon Labs, que desafortunadamente pierde la vida y uno veterano enfadado con la vida y que incluso tiene algo de panza. Pero cuyas versiones por fin distan del aparatoso bucle de chico perdedor que se nos ha presentado en la pantalla grande desde hace años, Spiderverse pinta una versión más adulta y entendible de lo que implica ser ese cabeza de red

Miles Morales

Seamos honestos, este personaje en los cómics es casi tan odioso y desesperante como la mismísima Carol Danvers, bueno quizás un poquito menos, pero el punto es que en esta película es más humano, divertido y hasta podemos sentir empatía con él, es un novato que vio morir a su héroe y ahora el peso del mundo cae sobre sus hombros, él tiene que aprender sí o sí aún cuando el resto de las arañas lo menosprecie.

Arañas de soporte

Por supuesto que ver a Gwen, Noir, Ham y Peni, fue un deleite pero están ahí para apoyar, aún cuando nos presentan sus motivaciones la acción central es Miles y Peter, cosa que parece acertada, el tiempo está bien manejado y las referencias clave están presentes.

El villano

Este kingpin nada me pide al de Daredevil, bueno quizás las proporciones de su gordura, pero basándose claramente en la versión de Netflix y las referencias a su amada esposa. Forman un villano ejemplar que al final te deja entender porqué hizo lo que hizo, sin embargo poco se puede decir del resto de villanos que comanda, salvo de Prowler que si has leído un cómic, obviamente sabes por dónde va la tirada.

¿Cómo definir la película?En palabras de un conocido Youtuber:

Es un poema arácnido que hace honor a los cómics del personaje. No se trata de Gwen, no se trata de Peter Benjamin Parker ni siquiera se trata de Miles Morales, se trata de ser un héroe, de hacer lo correcto

Todos los fanáticos de Spider-man por fin tenemos una obra digna del trepa muros, ya sabemos que cualquiera puede usar la máscara pero el sentimiento de responsabilidad siempre lo va a otorgar el gran poder.

Nota final: La escena post créditos puede parecer absurda pero oculta un gran secreto, Spider-man 2099 tiene un dispositivo para viajar entre dimensiones, mismo que en los cómics se usan para escapar de los herederos.

Anuncios